Hoy queremos compartir con vosotros un truquito de decoración que hará que parezca que has renovado tu cocina sin tocar prácticamente nada. ¿Cómo? Renovando la pared de tu cocina.

Como lo lees, con solo renovar la pared de tu cocina conseguirás darle un toque diferente. ¡Parecerá que has cambiado toda la habitación!

Y ahora viene lo mejor, porque estas ideas que te proponemos para renovar la pared de tu cocina no necesitan de una gran inversión. ¿Te interesa?

Cómo renovar la pared de tu cocina

  1. Revestimientos cerámicos. Una opción es revestir tus paredes con azulejos de cerámica y crear bellos mosaicos. Son resistentes y fáciles de mantener.
  2. Pintura plástica. El revestimiento con pintura plástica es una buena opción para la zona de trabajo, ya que es muy fácil a la hora de limpiar cualquier mancha o salpicadura.
  3. Papel pintado. El papel pintado, combinado con otros materiales, es perfecto para dar color a nuestra cocina. Recuerda escoger un modelo vinílico, muy duradero y fáciles de limpiar.
  4. Vinilos decorativos. Esta es la solución más sencilla y económica. Existe una variedad infinita de diseños en dibujos, ilustraciones, frases, iconos, en blanco y negro, a todo color, con relieve… ¡Lo difícil será decirte!
  5. Renueva el alicatado. Si quieres un lavado de cara en toda regla, te recomendamos que optes por renovar los azulejos de la pared. Hay cientos de posibilidades, todas con un excelente acabado y muy resistentes a manchas, roces y al trabajo del día a día.

Si quieres saber más, ven a visitar a nuestros expertos en cocinas de diseño o ponte en contacto con nosotros. Síguenos en nuestras redes sociales para no perderte nada. ¡Hasta pronto!