tendencias en decoración de cocinas

Las modas siempre vuelven, y no solo nos referimos a la ropa y los complementos, sino también a las tendencias de decoración.

Los suelos hidráulicos han vuelto a ponerse de moda en los últimos años para dar un toque de color a toda la casa, pero también para recuperar un ambiente rústico y vintage.

Los suelos hidráulicos son baldosas tradicionales que estuvieron de moda hasta los años sesenta para crear y diseñar espacios muy creativos y originales, tanto en exteriores como en interiores.

Los azulejos hidráulicos tradicionales son baldosas decorativas de cemento pigmentado que deben su nombre al proceso que se utiliza para su fabricación, en la cual se usan moldes metálicos para aplicar los colores que se fijan a la base de cemento usando una prensa hidráulica. Esto que parece un proceso de elaboración muy moderno, fue inventado en el sur de Francia a mediados del siglo XIX.

Azulejos de imitación hidráulicos

Actualmente, se han creado nuevos materiales con los que se pueden imitar estos suelos de mosaico tradicionales y también para diseñar otro tipo de suelos mucho más modernos que rescatan la idea original, pero con toques mucho más contemporáneos y actuales.

Estos nuevos suelos de imitación hidráulico conservan la esencia original de los originales. Además, permiten reproducir los diseños tradicionales o crear otros nuevos mucho más creativos; y su calidad permite que sean utilizados para cualquier espacio de interior o de exterior.

Los azulejos de imitación hidráulicos han irrumpido con fuerza en el mercado y se han vuelto a poner de moda tanto para espacios modernos como rústicos o tradicionales.

Suelos imitación hidráulicos para cocinas

La cocina no podía quedarse atrás y también ha abrazado con fuerza la moda de los suelos de imitación hidráulico.

Estas baldosas, que durante mucho tiempo fueron protagonistas en los suelos de los hogares de la alta sociedad francesa, son perfectas y preciosas para crear un espacio único en nuestra cocina. Además, sus múltiples diseños permiten ajustarlas a cualquier estilo decorativo, ya que suelen combinar a la perfección con otros materiales.

Cada tipo de baldosa es única por su color, originalidad y belleza, por lo que cada vez es más habitual verlas en cocinas, salones o incluso en cuartos de baño.

Si poner todo el suelo de la cocina con estos mosaicos te parece demasiado, también puedes utilizar los azulejos para formar murales y alfombras, una tendencia muy cotizada últimamente.